Estatal chilena Codelco deja atrás plan de “cobre verde”

En 2017, la chilena Codelco había anunciado su plan de vender “cobre verde” a un precio superior al convencional para cumplir con exigentes estándares ambientales, pero el proyecto fracasó y una nueva propuesta está en marcha.

Codelco notó que tendría dificultades para garantizar una “certificación” al momento de entregar el metal al mercado. Sin eso, dijeron clientes, un precio más alto resultaba injustificable.

Ahora, la empresa abandonó el plan de “cobre verde” a favor de una iniciativa más amplia para hacer que su producto sea más sostenible. Como se sabe, Codelco también la lucha con el envejecimiento de sus minas y precios más bajos del cobre debido a la guerra comercial entre Estados Unidos y China.

Jorge Sanhueza, el nuevo jefe de Cambio Climático y Cobre Trazable de Codelco, dijo que la compañía buscaría “trazar” toda su producción, de 1.7 millones de toneladas anuales, en un plazo máximo de dos años.

Para “trazar” el cobre, la empresa diseñó una metodología de 75 parámetros que miden uso de recursos hídricos, equidad de género, uso de energías limpias y cumplimiento de normativas laborales internacionales, entre otros.

“Tenemos que validar con el directorio los plazos pero es más ambiciosa que lo que teníamos antes de alcanzar una meta de llevar 100% de la producción a cobre trazable (…) No más allá de aquí a dos años”, afirmó Sanhueza.

Lee también: América del Sur y los sueños de la batería de litio

La apuesta de Codelco, que no reveló el costo del plan, ocurre pocas semanas antes de que Chile sea sede de la cumbre del ambiente de Naciones Unidas COP25.

Una fuente vinculada a la estrategia comercial de Codelco dijo que si bien el plan original era vender el cobre a un precio más alto con la certificación, la idea del exdirector Oscar Landerretche fue archivada por su sucesor, Juan Benavides, y el metal del pequeño yacimiento Gabriela Mistral se vende a precio regular.

En ese sentido, Sanhueza confirmó que Codelco dejaría de lado la diferenciación. “La aspiración a que por hacer eso a uno le paguen más o no ha quedado fuera de nuestra visión o nuestra estrategia por ahora”, explicó.

“Lo que se hizo es un cierto reenfoque para poder hacer realidad en corto plazo el tema de trazabilidad y de ese punto avanzando hacia un cobre que se produzca con una huella ambiental y social más baja”, agregó.

Nueva visión

Rachel Bartels, directora ejecutiva de la consultora Accenture, dijo que Codelco podría haberse adelantado a su tiempo con el plan de “cobre feng shui” anterior, pero el impulso podría darle una ventaja.

“Es posible que no obtengan una prima por ello, pero Codelco puede convertirse en el proveedor preferido. Vamos a llegar a esta etapa”, subrayó.

El cobre también juega un rol clave en la llamada “economía verde” ya que los autos eléctricos requieren mucho más metal de los convencionales, algo que el mercado espera sirva de soporte al precio en los próximos años.

Como actualmente no existe un punto de referencia internacional para la producción sostenible del metal rojo, Codelco revisó los estándares para otros productos como el aluminio y utilizó las pautas de la Asociación Internacional del Cobre (ICA), financiada por la industria, dijo Sanhueza.

Lee también: Bolivia modificará el decreto sobre la industrialización del litio

Codelco avanza en su plan de construir una planta desalinizadora de US$1.000 millones para abastecer sus operaciones en el norte chileno, mientras estudia sus contratos de energía para garantizar una paulatina descarbonización, aunque por el momento no tiene un plazo para migrar completamente a energías limpias.

“La buena noticia es que sí o sí los contratos que tiene Codelco (…) se van a ir descarbonizando”, apuntó.

Otro desafío está en mejorar los niveles de recirculación de agua en sus procesos productivos. Aunque en divisiones del norte posee tasas de casi 90%, el nivel cae a 54% y 62% en minas clave como Andina y El Teniente.

Además de sus metas internas, Codelco y otras mineras han recibido instrucciones del gobierno de proporcionar planes concretos para reducir las emisiones antes de la COP25.

La orden ha provocado una avalancha de anuncios: BHP ha anunciado que la mina de cobre más grande del mundo, Escondida, operará completamente con energías limpias, mientras que Anglo American y francesa Engie ha presentado planes para camiones impulsados por hidrógeno.

Fuente: Reuters

(Visited 14 times, 1 visits today)
Contacte al editor

Últimos Noticias

Lee más